rosco.es.

rosco.es.

Maridaje de vino y platos picantes

Maridaje de vino y platos picantes

Introducción

A muchos nos encanta disfrutar de una buena comida picante de vez en cuando, pero ¿cómo podemos asegurarnos de que el vino que elijamos no arruine la experiencia? El maridaje de vino y platos picantes puede ser complicado, pero con un poco de conocimiento y experimentación, podemos encontrar la pareja perfecta.

Los desafíos del maridaje de vino y platos picantes

El primer desafío cuando se trata de maridar con platos picantes es la propia naturaleza de los sabores picantes. El calor y los sabores intensos pueden abrumar los vinos más suaves, por lo que necesitamos encontrar un vino que tenga suficiente carácter para equilibrar los sabores y, al mismo tiempo, no salirse de la competencia. Además, los platos picantes a menudo están llenos de especias y sabores fuertes que pueden ser difíciles de equilibrar con el vino adecuado. Por ejemplo, la cúrcuma, la comino y el cilantro son comunes en la cocina india y pueden ser difíciles de maridar debido a su intenso sabor.

Vinos tintos para platos picantes

Uno de los tipos de vino más populares para maridar con platos picantes es el tinto. En general, un vino tinto con cuerpo completo y taninos suaves es una buena opción. Aquí hay algunos ejemplos de vinos tintos que se pueden maridar con las especias y el calor de los platos picantes:

1. Zinfandel

El Zinfandel es un gran acompañamiento para platos picantes. Su sabor intenso y rico puede hacer frente al calor, mientras que los taninos suaves no se enfrentan a los sabores del plato. Es especialmente bueno con platos como chile con carne y barbacoa.

2. Shiraz / Syrah

El Shiraz o Syrah es otro vino tinto con cuerpo completo que puede equilibrar la intensidad de los platos picantes. Tiene aromas picantes y jugosos y un rico sabor a frutos del bosque que se complementa con platos con especias como el curry de cordero.

3. Malbec

El Malbec, especialmente el de Argentina, es otro gran maridaje para los platos picantes. Tiene un sabor intenso a frutas oscuras y especias, con taninos suaves que pueden equilibrar el calor. Es perfecto para platos con especias como el mole mexicano.

Vinos blancos para platos picantes

Aunque los tintos son una excelente opción para maridar con platos picantes, también hay algunos vinos blancos que pueden funcionar. Lo importante es buscar un vino blanco con cierto cuerpo y sabor para igualar el calor y los sabores picantes. Aquí hay algunos ejemplos de vinos blancos que se pueden maridar con platos picantes:

1. Riesling

El Riesling es un vino blanco con cuerpo que funciona muy bien con platos picantes. Su equilibrio entre el ácido y el azúcar ayuda a refrescar el paladar y equilibrar los sabores. Es especialmente bueno con platos con especias como la comida tailandesa y la india.

2. Gewürztraminer

El Gewürztraminer es otro excelente vino blanco para platos picantes. Tiene un sabor intenso y aromático con un toque de especias que lo hace perfecto para platos con especias. Es especialmente bueno para maridar con la cocina asiática picante.

Conclusión

En resumen, el maridaje de vino y platos picantes puede ser complicado, pero con el conocimiento adecuado, es posible encontrar la combinación perfecta. Cuando se trata de vinos tintos, busque opciones con cuerpo y taninos suaves. Para vinos blancos, busque opciones con sabor y cierto cuerpo. No tenga miedo de experimentar y probar diferentes combinaciones para encontrar su pareja perfecta. ¡Salud!